¿Me Puedo convertir en alcohólico?

El riesgo de que uno de nuestros hijos se convierta en alcohólico está latente…

Como padre de familia mi preocupación por la escalada del alcoholismo en los jóvenes es grande. La inmensa promoción que se les hace a las bebidas alcohólicas causa una masiva inclinación por éstas.  La Organización Mundial de la Salud señala que las personas que comienzan   a más temprana edad  a ingerir bebidas embriagantes, corren mayor riesgo de desarrollar dependencia alcohólica. Lo mismo sucede con el consumo de otras drogas.

Puedo atestiguar por mi propia experiencia, que lo que la OMS expresa es verdad, a temprana edad comencé con el consumo de alcohol, desarrollándose en mi una dependencia crónica. Con el transcurrir de los años que no fueron muchos me convertí en un alcohólico.

Resulta doloroso para cualquier padre de familia ver  su hijo presa de tan terrible padecimiento. Es por todos conocido que la experiencia de los demás nos puede servir para prevenir este mal, las vicisitudes del alcohólico que se ha recuperado y que se ha mantenido en sobriedad, son sin lugar a dudas valiosas guías para los que de algún modo sufrimos con esta realidad que cada día se agrava más. Conociendo la vida de algún alcohólico podemos extraer las enseñanzas necesarias para prevenir éste flagelo en nosotros, nuestra familia o algún amigo.

Sugiero leer el libro “Mi Vida en las cantinas” donde encontraremos una reseña de cómo casi imperceptiblemente una persona normal puede convertirse en un alcohólico empedernido, dando esperanzas de que también se puede salir de ese enorme abismo.




Deja tu comentario debajo