Y el Tonto fue feliz.

A veces los presuntamente Tontos son los más Inteligentes.

 

–          El Gordo quería ser Flaco a cualquier precio.

–          El Flaco soñaba con ponerse Cachas.

–          El Cachas, que era negro, quería ser Blanco.

–          El Blanco quería ser Rico.

–          El Rico quería ser Listo.

–          El Listo aspiraba a ser más Listo, pero se pasó de frenada y se quedó Tonto.

–          El Tonto tan solo tenía un único objetivo, ser Feliz, y al final lo consiguió.

Articulos de Fran Álvarez

Deja tu comentario debajo