Propuestas para mejorar el emprendimiento en España

Si quieres emprender, toma nota de la siguiente iniciativa que han puesto en marcha diferentes empresarios, centros de formación, organizaciones de empresas y otros emprendedores, que refleja en un documento los puntos más importantes enfocados a potenciar y desarrollar el emprendimiento en nuestro país con el objetivo de crear 500.000 empresas.

Si quieres emprender, toma nota de la siguiente iniciativa que han puesto en marcha diferentes empresarios, centros de formación, organizaciones de empresas y otros emprendedores, que refleja en un documento los puntos más importantes enfocados a potenciar y desarrollar el emprendimiento en nuestro país con el objetivo de crear 500.000 empresas.

Bajo la denominación de España Emprende y bajo 15+1 propuestas, un grupo de profesionales han querido destacar las claves principales y una serie de cambios que hacen falta para que la cultura empresarial en España pueda desarrollarse de manera normalizada. A continuación detallamos los diferentes puntos que han de ser tenidos en cuenta:

1. Implantar una educación emprendedora y empresarial que se desarrolle a través de diferentes metodologías prácticas y vivenciales. Y además dicha educación debe contemplarse ya en los programas de estudio y en el currículo académico desde sus inicios, comenzando por la Educación Básica, Bachillerato, Formación Profesional y terminando con un programa adaptado al nivel universitario. Con esta medida, se pretende fomentar entre el alumnado el desarrollo de actitudes, valores, capacidades y habilidades emprendedoras.

2. Dotar de suficientes conocimientos sobre educación emprendedora a los propios docentes y que estos formen parte de su formación tanto en los estudios reglados de docencia como en la oferta de formación continua, con el objetivo de transmitir con posterioridad al alumnado la máxima información para propiciar el desarrollo de su talento empresarial en un futuro.

3. Desarrollar programas enfocados en la creación de empresas en los centros de formación profesional, las universidades y escuelas de negocios.

4. Crear un Visado específico para Emprendedores, que permita atraer talento empresarial e innovador de otras partes del mundo.

5. Posibilitar vías de contratación más transparentes y competitivas para que las empresas de nueva creación puedan acceder a contratos de la Administración Pública y de grandes empresas.

6. Asociar la financiación de las universidades públicas a spin off o a proyectos con empresas otras privadas.

7. Crear un Fondo de Emprendimiento de capital semilla público-privado, con un tipo de gestión privada que pueda facilitar el desarrollo de la pequeña empresa.

8. Crear un Fondo de Capital Riesgo público-privado, con gestión privada, destinado a empresas de nueva creación o startups de carácter innovador contando con la participación de ICO y el Banco Europeo de Inversiones (BEI) junto a sociedades de capital riesgo.

9. Crear indicadores que identifiquen el retorno y la calidad de cada iniciativas de apoyo a los emprendedores así como el fomento de la innovación puestas en marcha por la Administración Pública, para poder tomar decisiones sobre su continuidad.

10. Posibilidad de tramitar on-line la constitución de empresas en 24 horas y con un coste que no sea superior a 24 euros.

11. Devolver mensualmente el IVA a las empresas de nueva creación o startups, durante los tres primeros años.

12. Crear un sistema nuevo de cálculo de cuotas de la Seguridad Social destinado a las empresas de nueva creación y que esté relacionado con la cifra de negocio, hasta 100.000 euros de facturación anual, y proporcional a ésta, durante los tres primeros años.

13. Crear la acción de emprendimiento o startup shares con el fin de facilitar la atracción de talento por los emprendedores en los primeros años de vida de su empresa, pudiendo permitir la retribución a sus trabajadores con este tipo de acciones, con un tratamiento fiscal que sea beneficioso, cuando la empresa manifieste un crecimiento. La acción de emprendimiento supondrá un régimen fiscal favorable para el personal de startups durante los tres primeros años desde su creación.

14. Permitir a las personas físicas o business angels tributar al 1% por las plusvalías que se obtengan en empresas de nueva creación, en adquisiciones realizadas hasta el quinto año de constitución y con un mínimo de tenencia de 2 años. Asimismo, respecto a las minusvalías, permitir su integración en el IRPF, con un límite de 150.000 euros al año, pudiendo integrar el exceso de la pérdida durante los cuatro años siguientes.

15. Promover incentivos fiscales en el IRPF para inversión y/o financiación de las startups, siendo la deducción del 15% en el caso de la inversión, con un límite base de 100.000 euros, y en el de financiación, una tributación al 10% sobre las rentas obtenidas.

15+1. La última medida es la que recoge todas las anteriores, y es el proyecto España Emprende, entidad público-privado de carácter nacional, centrada en dos misiones importantes: articular las iniciativas públicas y privadas de apoyo a los emprendedores, con el fin de garantizar su eficiencia y sostenibilidad y seleccionar y desarrollar las áreas prioritarias de innovación, así como la gestión de la financiación y generar sinergias entre universidades, escuelas de negocios y empresas.

Entre los promotores de esta iniciativa están varios empresarios a título personal, las diferentes escuelas de negocios IE Business School, ESIC o EADA, el Círculo de Empresarios y otra serie de organizaciones y movimientos de emprendedores.

La acción de emprendimiento supondrá un asesoria fiscal favorable para el personal de startups durante los tres primeros años desde su creación.