Miedo a la Soledad

¿Por qué tantas personas tienen tal miedo a la soledad, que incluso las hace aceptar relaciones de abuso, o maltrato de amigos o parejas?

Autofobia. No, no es un miedo a los coches. Es el temor a estar solo o sola en la vida.

¿Por qué tantas personas tienen tal miedo a la soledad, que incluso las hace aceptar relaciones de abuso, o maltrato de amigos o parejas?

Para muchos terapeutas y expertos en el tema, el miedo central que reside en una persona con Autofobia es el miedo o la sensación de abandono. La persona que tiene temor a estar sola no confía en sus capacidades personales para salir adelante.

Muchas veces, según los investigadores, este temor viene desde la primera infancia, cuando el bebé tenía alguna necesidad que no fue atendida o satisfecha. De niños, se reforzó el temor al no ser atendidos debidamente por sus padres. El niño abandonado teme estar solo.

Pero estar solo es una realidad de la vida; las personas nacemos solas y aunque creamos lazos afectivos durante nuestra vida, esencialmente debemos valernos por nosotros mismos.

Lo más importante es que, cuando aprendemos a conectar con nosotros mismos, nos damos cuenta de que no estamos solos. La soledad como tal no existe en quien sabe estar consigo mismo, y sabe asumir esa responsabilidad.

Consejos Para Manejar La Soledad

Estos son apenas 5 consejos para aprender a estar a gusto y feliz con uno mismo, y poder superar el miedo a estar solo. Dar este paso, te ayudará entonces a conectar con otras personas más fácil y sólidamente, pues te relacionarás ya no desde una perspectiva de temor al abandono, sino desde la de un individuo completo en sí mismo, tan completo que tiene para compartir con otros.

1.- Busca momentos de soledad

Aprovecha el tiempo que tienes a solas para meditar, conocerte y reflexionar sobre quién eres. Al principio será difícil y habrá temor, pero con el tiempo podrás ver que eres tu mejor compañía.

Comienza con períodos cortos, trata de hacer cosas solo, como ir a la tienda o a los encargos sin compañía. Aumenta esos tiempos cada semana.

2.- Evita las distracciones

En este mundo tecnológico es fácil sentirse acompañado por la televisión, el radio, Internet o el teléfono celular. Trata de no llenar el vacío con distracciones externas.

La lectura por otro lado, es una actividad que puedes realizar perfectamente a solas y que nutrirá tu espíritu además de que ejercita la imaginación.

3.- No es lo mismo estar solo que sentirse solo.

Date cuenta de la diferencia. Estar solo es un estado temporal, nadie está realmente solo. Sentirse solo es más bien un estado mental que describe como te sientes.

El que se siente solo puede estar rodeado de una muchedumbre y aún así sentirse triste y abandonado. La persona que sabe estar sola, también disfruta estar acompañada cuando el momento lo amerita.

4.- Trabaja en tu vida social

Trata de hacer y crear amistades duraderas, no busques sólo compañía superficial con tal de no estar sol@. Las conexiones íntimas con otras personas te nutren como individuo y te llenan aún cuando estés sin compañía, pues sabes que esas personas estarán ahí para ti cuando las necesites, aún cuando estén lejos.

5.- Acude a terapia

Si tu problema es muy serio y no soportas estar solo, un terapeuta puede ayudarte a darte cuenta de la raíz de tu problema, enfrentar la soledad sin sufrirla y, eventualmente, a construir lazos fuertes con otras personas.

Fuente http://www.misuperacionpersonal.com

Deja tu comentario debajo