5 consejos para viajar con niños pequeño en avión

He aquí algunos útiles tips para que el viaje con tu pequeño no se convierta en una verdadera pesadilla.

Si bien es cierto viajar es un verdadero placer también es cierto que viajar con niños pequeños puede fácilmente convertirse en una verdadera pesadilla si no se toman ciertas precauciones. Por esta razón, he aquí 5 consejos que debes tener en cuenta cuando viajas con un niño pequeño en avión.

1. Cerciórate de las condiciones del vuelo

Antes de partir es importante que llames a la aerolínea directamente y te asegures de cierto detalles. Entre ellos, es importante que sepas cuáles son tus asientos, si existe la posibilidad de cuna para tu bebé, si tu silla queda cerca a un baño, qué tipo de opciones alimenticias existen en el vuelo y qué tipo de objetos se pueden y no se pueden llevar en el avión.

2. No te olvides de llevar medicina básica

Antes del viaje es importante que hables con tu pediatra y que le preguntes exactamente qué tipo de medicina es la mejor en caso de que tu pequeño tenga vómito, fiebre o resfriado. Cuando vayas a comprarla, cerciórate de que esta venga en frascos y/o envases que te permitan suministrarla de manera fácil y segura. Meicamentos con opciones de packaging como frascos con tapas child-proof son un buen ejemplo del tipo de soluciones que debes buscar.

3. Lleva un cambio para tu pequeño y para ti

Las posibilidades de que un niño pequeño termine vomitando en un avión no son para nada bajas. Por esta razón, te aconsejamos que pongas en tu maleta de mano uno o dos cambios para tu pequeño y al menos uno para ti ya que cuando ellos vomitan difícilmente te dejan inmaculada. Lógicamente, toallitas húmedas y bolsas extras para meter la ropa sucia también deben ser parte del arsenal anti-vómito.

4. Camina con frecuencia en el vuelo

Si se trata de un vuelo largo es importante que trates de pararte lo más que puedas para permitirle a tu pequeño un poco de distracción. Hacer ello también le dará una pausa a las personas extrañas que puedan estar al lado tuyo y que se podrían a comenzar irritar con tu pequeño y contigo si este no se queda quieto. Además de esto, caminar por el avión resulta bastante estimulante para tu bebé.

5. Dale entretenimiento

Finalmente, es importante que lleves contigo más de una opción de entretenimiento para tu hijo. Algunas opciones incluyen libros, hojas para colorear y pequeños juguetes que puedas atar cerca a ti para que no te estés moviendo cada segundo a recoger lo que se cae. Evita juguetes ruidosos que puedan dar fastidio a los demás.

Viajar con niños, sobre todo si estos son pequeños, puede ser algo bastante complejo. Sin embargo, si te cercioras de las condiciones del vuelo, caminas con frecuencia durante el viaje y llevas medicina básica, cambios de ropa y opciones de entretenimiento, seguramente podrás tener un viaje placentero con tu pequeño.

Si bien es cierto viajar es un verdadero placer también es cierto que viajar con niños pequeños puede fácilmente convertirse en una verdadera pesadilla si no se toman ciertas precauciones. Por esta razón, he aquí 5 consejos que debes tener en cuenta cuando viajas con un niño pequeño en avión.

 

1. Cerciórate de las condiciones del vuelo

 

Antes de partir es importante que llames a la aerolínea directamente y te asegures de cierto detalles. Entre ellos, es importante que sepas cuáles son tus asientos, si existe la posibilidad de cuna para tu bebé, si tu silla queda cerca a un baño, qué tipo de opciones alimenticias existen en el vuelo y qué tipo de objetos se pueden y no se pueden llevar en el avión.

 

2. No te olvides de llevar medicina básica

 

Antes del viaje es importante que hables con tu pediatra y que le preguntes exactamente qué tipo de medicina es la mejor en caso de que tu pequeño tenga vómito, fiebre o resfriado. Cuando vayas a comprarla, cerciórate de que esta venga en frascos y/o envases que te permitan suministrarla de manera fácil y segura. Medicamentos con opciones de packaging como tapas child-proof son un buen ejemplo del tipo de soluciones que debes buscar.

 

3. Lleva un cambio para tu pequeño y para ti

 

Las posibilidades de que un niño pequeño termine vomitando en un avión no son para nada bajas. Por esta razón, te aconsejamos que pongas en tu maleta de mano uno o dos cambios para tu pequeño y al menos uno para ti ya que cuando ellos vomitan difícilmente te dejan inmaculada. Lógicamente, toallitas húmedas y bolsas extras para meter la ropa sucia también deben ser parte del arsenal anti-vómito.

 

4. Camina con frecuencia en el vuelo

 

Si se trata de un vuelo largo es importante que trates de pararte lo más que puedas para permitirle a tu pequeño un poco de distracción. Hacer ello también le dará una pausa a las personas extrañas que puedan estar al lado tuyo y que se podrían a comenzar irritar con tu pequeño y contigo si este no se queda quieto. Además de esto, caminar por el avión resulta bastante estimulante para tu bebé.

 

5. Dale entretenimiento

 

Finalmente, es importante que lleves contigo más de una opción de entretenimiento para tu hijo. Algunas opciones incluyen libros, hojas para colorear y pequeños juguetes que puedas atar cerca a ti para que no te estés moviendo cada segundo a recoger lo que se cae. Evita juguetes ruidosos que puedan dar fastidio a los demás.

 

Viajar con niños, sobre todo si estos son pequeños, puede ser algo bastante complejo. Sin embargo, si te cercioras de las condiciones del vuelo, caminas con frecuencia durante el viaje y llevas medicina básica, cambios de ropa y opciones de entretenimiento, seguramente podrás tener un viaje placentero con tu pequeño.

No dejes de cerciorarte de las condiciones del vuelo y de llevar contigo opciones medicinales como frascos con tapas child-proof y alternativas de entretenimiento para disfrutar de un viaje placentero con tu pequeño.

Deja tu comentario debajo