Cáncer de cuello uterino, mitos frecuentes

Una de las primeras causas de muerte femenina es el cáncer de cuello uterino, especialmente por la falta de cuidados, el diagnóstico en etapas avanzadas, malos hábitos de vida y la falta de información sobre la prevención y el tratamiento. Ante el incremento del cáncer de cuello uterino, muchas mujeres se hacen preguntas como qué es la quimioterapia o qué es la radioterapia para cáncer, pero también circular mitos sobre la enfermedad, que a continuación aclararemos.

1.- Los síntomas de cáncer de cuello uterino se presentan desde el principio

Al igual que otros tipos de cáncer, el cáncer de cuello uterino no presenta síntomas en la etapa inicial; en el estado avanzado puede manifestarse a través de dolor durante las relaciones sexuales, flujo vaginal anormal blanquecino, viscoso y con mal olor, sangrado vaginal anormal, dolor del bajo vientre y pérdida de peso, que son los signos más frecuentes y las causas de consulta ginecológica.

2.- El cáncer se desarrolla por falta de higiene

Si bien esta creencia no sólo se enfoca en el cáncer, sigue siendo muy arraigada, sin embargo, hoy en día se sabe que la causa principal del cáncer de cuello uterino son los principales tipos de Virus de Papiloma Humano (VPH), responsables de casi todos los casos de cáncer de cuello uterino, pero también de cáncer vulvar, vaginal, anal, verrugas genitales, entre otros.

3.- Sólo las mujeres se contagian de VPH

Ya que el contagio se produce a través de las relaciones sexuales, ya sea por contacto vaginal, oral o anal, cualquier persona hombre o mujer pueden contagiarse, aunque muchos de los infectados no presentan síntomas, por lo que pueden transmitirlo sin darse cuenta.

4.- Una mujer que contrae VPH tendrá cáncer de cuello uterino

Diversos estudios han demostrado que las infecciones por Virus del Papiloma Humano son muy frecuentes entre la población. Se calcula que un 80% de la población sexualmente activa ha estado en contacto con el papiloma, sin embargo, no todas las mujeres que contagiadas con este virus desarrollarán cáncer de cuello uterino.

5.- No existe forma de prevenir el cáncer de cuello uterino

En general, el cáncer se puede prevenir a través de estilos de vida saludable, como evitar el consumo de tabaco, alcohol, mantener un peso saludable, etc., pero tratándose de cáncer de cuello uterino evitar la promiscuidad y vacunarse de forma temprana contra el virus, además del chequeo médico de rutina que permita detectar a tiempo la aparición de cualquier enfermedad es vital para un tratamiento oportuno.

6.- Para detectar el cáncer de cuello uterino solo se requiere el tacto

El cáncer de cuello uterino se detecta a través de la realización de despistajes preventivos periódicos como el Papanicolaou, los cuales se recomienda realizarse anualmente a partir del inicio de la vida sexual activa. Además, existen exámenes más específicos como la Inspección Visual con Ácido Acético (IVAA), prueba viral, examen pélvico, examen rectal y la colposcopía.

Deja tu comentario debajo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.