Guía para la impermeabilización de cubiertas transitables

Guia para la impermeabilizacion de cubiertas transitables

Cuidar y proteger los techos es una tarea a la que hay que ponerle atención y más si son sitios de frecuente uso. Por ello desde Trabajos Verticales Alvasa te traemos la guía para la impermeabilización de cubiertas transitables.

Importancia de la impermeabilización

El agua es un agente muy agresivo para las construcciones y edificaciones. Su presencia constante puede dañar y causar problemas en los materiales o estructuras de un inmueble.

Muchas cubiertas con el tiempo o al no quedar bien instaladas presentan problemas como goteras o humedades. La impermeabilización es la única solución a este tipo de situaciones además se encarga de proteger el techo de los agentes climáticos. También permite que tengan una vida útil más larga.

Sin embargo, siempre hay que tomar en cuenta el techo y el uso que se le da a este para seleccionar el impermeabilizante adecuado.

Guía para la impermeabilización de cubiertas transitables

La impermeabilización de cubiertas se realiza para evitar o corregir problemas como goteras y filtraciones.  Pero algunas personas olvidan que hay que pensar si será un espacio de uso frecuente o no. Pues ciertos materiales no están hechos para que se transite sobre ellos.

La impermeabilización de cubiertas transitables es algo que se debe hacer tomando en cuenta ciertos aspectos. Aquí te explicamos cuales son.

Evaluar el techo con un especialista

Antes de iniciar con el proceso debes acudir con un experto que pueda evaluar tu techo. Este inspeccionará el espacio para ver si hay alguna gotera o problema. También deben tomar en cuenta que tan grande es el espacio y que es lo más recomendable de acuerdo a tus necesidades y presupuesto.

Escoger el tipo de impermeabilizante

Luego de la inspección hay que elegir el tipo de impermeabilizantes que se debe usar. Para los espacios transitables solo hay tres tipos que funcionan muy bien, los cuales son:

  • Tela asfáltica: esta es una lámina compuesta de fibra de vidrio y oxiasfalto. Tiene forma de rollo negro y para su colocación debe ser fundido con un soplete caliente. Este material es bastante duradero y resistente ante el transito liviano. Existen unas telas asfálticas que poseen una cara superior de aluminio o pizarra, esto las hace más fuertes ante la lluvia o el sol.
  • Pintura impermeabilizante: para estos casos hay que elegir una que sea pare exterior. Las mismas permiten que el techo pueda transpirar el vapor del interior. Existe una gran variedad de pinturas impermeabilizantes, pero las mejores para cubiertas transitadas son las de caucho acrílico. Estas tienen una alta carga de resina que permite que sean más resistentes al caminar por ellas de manera recurrente.
  • Membrana de poliuretano: este impermeabilizante viene de forma líquida, tiene la apariencia de pintura y luego se vuelve una membrana sólida al secarse. Es un producto fácil de aplicar y se adhiere a casi cualquier superficie, lo que lo hace versátil a la hora de escoger impermeabilizante.

Esperamos que esta guía para la impermeabilización de cubiertas transitadas te sea de utilidad. Pues muchas personas piensas que para evitar problemas de goteras deben elegir cualquiera y realmente hay que tomar diferentes aspectos en cuenta.